No te quedes sin efectivo otra vez


Increíble que en plena revolución tecnológica y en un momento en el que se habla de la desaparición del efectivo falle el sistema de las tarjetas de débito y crédito, tal como sucedió el fin de semana pasado. Sin embargo, el desagradable episodio hizo patente la necesidad de contar con un fondo de emergencia totalmente líquido en las finanzas personales.

Bajo ese contexto, es conveniente introducir el término de flujo de efectivo en la administración de los recursos. Si lo comparamos con una empresa, de nada sirve que en el papel se tengan posesiones, si carecemos de dinero para operar en lo cotidiano.

¿Cuántos días, semanas o meses eres capaz de resistir sin ingresos? Una mayoría tendría problemas para soportar una quincena o un mes; incluso, hay quienes sumando los pagos de créditos podrían llegar a comprometer por completo las percepciones; esto es grave.

Por eso debemos cuidar este aspecto financiero. Considera todos los pendientes, junto con los gastos de los cuales es imposible prescindir, como son los víveres, renta o colegiaturas de los hijos; ahora confróntalo con tus entradas. ¿La libras? ¿Qué margen tienes?

Ya he comentado en este espacio de construir un fondo de contingencia que al menos aguante una quincena de nuestros erogaciones normales y si es posible más; pues bien, agreguemos la necesidad de un equivalente a uno o dos días de gastos, disponible en efectivo, porque si en esta ocasión fue la falla del sistema de tarjetas, luego puede ser otro detalle como la pérdida de la cartera; la clonación o el hecho de que no acepten el plástico en cierta urgencia.

Antes de que la recomendación cause molestia a alguien, -porque suelen ser contraatacadas con posturas tales como “¿Cómo quieres que forme un fondo si no tengo para el diario?- estos “colchones” financieros se logran poco a poco, además de reponiéndolo si se utilizó.

También pueden aprovecharse entradas como las comisiones de una venta grande; la prima vacacional; el aguinaldo; o bono. Por lo regular se contempla en gastar este tipo de ingresos en vacaciones o regalos; Pero sería mejor obsequiarse la tranquilidad de un fondo de contingencia, con el cual se soporte determinado tiempo.

Piensa que el esfuerzo te redundará en menos estrés para ti y tu familia.

¿Tienes fondo de emergencia? ¿Qué opinas?; dame tus impresiones en Instagram: @atovar.castro

Twitter: @albertotovarc

2 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

©2019 by Alberto Tovar. Proudly created with Wix.com