Signos que ya estás listo para jubilarte


La pandemia y la incertidumbre sobre los cambios por venir en el sistema de pensiones han provocado nerviosismo y hay quienes piensan en jubilarse. Es importante entender que el retiro no sólo es un momento en el tiempo, sino un proceso para el cual debemos prepararnos.

Al respecto, la revista especializada en finanzas personales Kiplinger publica un artículo de Kyle Ryan, titulado “cinco señales de que estás listo para el retiro”, revisemos las sugerencias y acoplémoslas para México.

1.- ¿Tienes un plan para tu vida después del retiro? Muchos sueñan con lo que harán al dejar de laborar, pero luego se frustran en una mecedora o están desesperados por los ingresos bajos. Por eso, es recomendable tener una idea de lo que será lo cotidiano en esa etapa en términos de tranquilidad económica, realización de hobbies o la posibilidad de trabajo parcial.

2.- ¿Tienes una estrategia financiera? En principio, conocer el monto aproximado de pensión y los ahorros para tal efecto.

La pregunta es sencilla ¿Con cuánto cuentas para tus gastos cotidianos? En este punto, es conveniente saber si recibirás apoyo de tus hijos, pues la suma te dará la cifra total disponible.

Definir si posees inversiones que te den un rendimiento para sobrevivir o te iras comiendo el capital. En ese caso, calcula cuánto tiempo te durará con la inflación.

Un trabajo parcial ayudaría, o incluso el postergar el retiro para aumentar tu cantidad de recursos.

3.- ¿Tienes un plan de gastos? Es sumamente útil hacer un presupuesto lo más detallado posible de tus erogaciones, porque se modificarán. Habrá conceptos que ya no sufragaras, pero otros podrían subir. Saber cuales son tus compromisos adquiridos como los seguros de gastos médicos mayores o si quieres viajar. En pocas palabras: ¿cuánto dinero necesitarás?

4.- La cobertura de salud es muy relevante y deberás estar claro de cómo la abordarás. Si cuentas con el soporte de una institución pública como el IMSS o el ISSSTE o lo cubrirás con tu propio patrimonio.

Ten cuidado, al enfrentar enfermedades graves no existe dinero suficiente que aguante en hospitales privados, si careces de seguro y estos últimos tienen un costo elevado en la medida en que vas envejeciendo.

5.- ¿Estás libre de deudas? Valora qué tan sanas son tus finanzas a la hora de arrancar tu jubilación. De nada sirve arrastrar una angustia a una etapa de bajos recursos. Primero arregla tus créditos, sáldalos y empieza sin pasivos que te coman tu pensión.

Son cinco pasos que bien vale la pena analizar algunos años antes de la decisión final.

¿Cuándo piensas jubilarte? Coméntame en Instagram: @atovar.castro

Twitter: @albertotovarc

0 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo